¡NO LLORES, PORQUE MAMÁ SE PONE TRISTE! Adaptación al Cole o Guarde

He recibido varias consultas por mail y de mamás y papás  que asisten a nuestros talleres, angustiados porque su pequeño sigue llorando al entrar a la guarde, al cole o durante toda la instancia. Y sus pequeños no lo están pasando muy bien.
 
Me imagino también lo que sienten ustedes, papás:  el  dolor y frustración de no saber cómo ayudar a sus pequeños para que no sufran.  Me gustaría poder darles un abrazo, tanto a los papás como a los pequeños, cada vez que leo sus palabras y consultas.
 
Es un cambio muy grande; tienen que enfrentarse al mundo ellos solos.  Yo también sentiría mucho, pero  mucho “miedo” si me dejaran sola en un coche y  en medio de una avenida muy transitada y no supiera conducir. ¿Y  tú?
 
Sé que sienten “tristeza” al ver a su pequeño llorando desesperadamente. Desahógate en un lugar aparte y permítete llorar… verás que pasará.
 
Es por eso que es importante que no le digas a tu pequeño ¡NO LLORES, PORQUE  MAMÁ SE PONE TRISTE! Su angustia y dolor es real; mejor ayúdale haciéndole saber que ustedes  saben que está triste y que entienden su emoción y que, juntos, podrán encontrar una solución. Una buena manera es darle un recuerdo lleno de amor para que pueda ayudarle a pasar por estos momentos difíciles.
 
Poco a poco tu pequeño podrá aprender a gestionar sus emociones, podrá ir entendiendo que es divertido estar solo con otros “amiguitos” y que, después, regresarán mamá y papá.
 
Pueden darle  un recuerdo (algo físico) que le proporcione la sensación de seguridad y que le recuerde su amor cuando están separados. por ejemplo: su “mantita”, u otro objeto que utilice para dormir, o que sea un muñeco “inseparable”… Pero también hay objetos que le transmitirán calma:
 
Pulsera mágica:
 
 
Empiecen  dándosela un día que estén muy relajados; pero no justo en la puerta de la guarde, si no un día que estén paseando o pasando un rato agradable en familia.
 
Díganle que es una pulsera que tiene todo el amor de mamá y de papá que le ayudará cuando esté solito. Y será aun más “mágica” si también compran una para mamá y otra para papá. Así todos la tendrán y se sentirá mucho más seguro.
 
 
Estando en casa pueden quitársela y  así su “magia” no perderá poder. =)
 
 
Ponle un beso en su mano:
 
Cuando te despidas de tu pequeño puedes pintarte los labios de rojo y darle un beso en su mano para que se quede marcada con el beso de mamá.
 
Dile que cuando se sienta triste, ponga su manita en su mejilla y así sentirá muchos besos de mamá y papá.
 
También le ayudará leerle el cuento: Un beso en mi mano de Audrey Penn.
 
Es la historia de un mapache que entrará al cole y él no quiere; su mamá le da un beso en su mano, un regalo muy especial lleno de amor que le ayudará a estar “acompañado” en el cole.
 
 
Un abrazo muy grande a todas las familias que están en el proceso de adaptación.

 

Síguenos:
 Boletin  informativo crecer juntos con arteboletin del mes crecer juntos con arteTalleres en familia en madrid crecer juntos con arte estimulación tempranacharlas para padresasesoria para padres crecer juntos con arte
Anuncios

27 pensamientos en “¡NO LLORES, PORQUE MAMÁ SE PONE TRISTE! Adaptación al Cole o Guarde

  1. ¡qué buenas ideas! lástima no haberlas tenido hace 3 años, que mi peque mayor lo pasó mal una semana… Ahora con el pequeño es como si llevase toda la vida yendo al cole… bueno, lleva toda la vida, de hecho: empezó a ir a acompañar a su hermano a la puerta con 6 meses!
    Lo que a mi niño le fue muy bien era que la maestra le enseñaba en el reloj del aula el número al que tenía que llegar la aguja para que yo fuese a recogerle… aunque el reloj estaba sin pila, a él ver el número en el que yo regresaba ya le era suficiente!!

  2. Valen, precioso post con buenos consejos y que pondré en practica con Paola. Que genial lo d la pulsera! Tenemos muchas ganas de estar contigo y darte un beso enorme!!

  3. Gracias por este post, que me ha emocionado porque entre el pañal que estamos igual y que al entrar al cole se agarra a mi cuello como si fuera una lapa. Es sólo el momento de dejarla, luego está muy contenta, se toma genial la merienda de media mañana, y por la tarde habla mucho de su cole, de su seño, de sus amigos. Está genial! pero ver la cara de pucheritos con la que la dejo cada mañana…no tiene nombre.
    Me haré con unas pulseritas a ver qué tal.
    El lunes empieza su seño con la operación pañal. A ver si ella lo consigue. Aunque como el momento “despedida” lo lleva un poco mal, teme que haya algún retroceso. Ainsss…
    Gracias. Un beso
    La Jirafa

  4. Que excelentes contejos, mil gracias, mi nena de 3 años esta iniciando en el kinder, jamas fue a guarderia y es un cambio muy radical para ella, a llorado muy pocas veces pero me parte el alma verla triste, o saber que lloro un poco durante la mañana , cuando le pregunto por que lloró me dice: Esque te extraño Mami !! hay me parte el corazon, espero que con estos buenos consejos, sea mas facil para ambas. Mil gracias de todo corazon por tan buenas ideas.

    • Antes que nada Mary, me gustaría abrazarte ahora y decirte que te entiendo y entiendo a tu pequeña. No es nada fácil, es parte de la separación. Verás que poco a poco le gustará ir al kinder y cuando menos te lo imagines, te dirá adiós con su manita!
      Un beso grande y espero que les sirva para esta nueva etapa. Un beso grande =)

  5. buenos días!!…hace dos semanas mi pequeño de 19 meses comenzó a acudir a la guardería, angustiada por el desconocimiento de como lo podía pasar seguí algunos de tus consejos. Los dos primeros días me quede con el un rato, intentando que me viera vinculada con eses entorno, le intentaba explicar que su cuidadora era mi amiga y que allí estaría seguro y que mama siempre lo recogería…al tercer día, seguia con intención de quedarme, pero ya no me ofrecieron la posibilidad de quedarme, según su cuidadora “él lo pasaba peor, cuando yo me marchaba y mi presencia afectaba a otros niños”, muy a mi pesar lo acepte. Se me ocurrió la idea de contarle a mi pequeño que su peluche (uno que tiene desde que nació y que nunca le a prestado atención) también quería ir con él al cole y jugar con sus amiguitos y que si sentía sólito también podría jugar con él. Mi pregunta o duda es que trascurridas dos semanas mi hijo entra a la guardería acompañado de su peluche, me da un besito y yo le explico que en un rato regresare a por él, ya no llora!! hecho que me alivia, pero en las dos horas y media que esta allí, no se separa del peluche, Y cuando lo recojo llora unos instantes. ¿ lo estará pasando mal? , ¿hasta cuando es bueno que lleve su peluche?…Gracias por escucharnos y me encanta tu labor con los niños, es una lastima que no vivamos en Madrid.

    • Hola Merche, antes que nada, muchas gracias por escribirnos. Nos alegra mucho recibir sus mensajes.
      Tu peque y tu, lo están haciendo genial! Se que no es nada fácil las separaciones. Sobre todo para tu pequeño, que tiene que enfrentarse al “mundo” sin ti.
      Creo que el peluche es un gran aliado para tu pequeño, porque le recuerda a ti y , sobre todo, le recuerda que regresarás por él. Ya verás que poco a poco, cuando el se sienta cada vez más seguro dejará el peluche en casa. Por ahora lo necesita y no sabemos por cuanto tiempo.
      También es muy normal que los pequeños lloren cuando pasamos por ellos a la guardería. Tu eres su consuelo, y contigo tiene la confianza de llorar y descargar toda su angustia.
      Mucho animo!
      con cariño
      Valen

  6. Hola, ando mirando cosas sobre este tema porque me parece que me tocará pronto llevar a mi peque de continuo a la guarde y esto me pareció interesante. Esta semana pasada le llevé 2 días porque mi marido que normalmente es quien lo cuida mientras trabajo tenía entrevistas, y ha sido muy duro, se quedó llorando fatal y cuando iba a recogerle me decía “a casaaa a casaaa” >.< Me duele mucho pensar el sufrimiento que le puede haber causado y si tengo que volver a llevarle… :S

    • Hola Taisa, antes que nada, muchas gracias por escribirnos. Me imagino por lo que estás pasando. Lo ideal, es que en escuela infantil que decidan meter a su pequeño, les dejen hacer adaptación. Ya verás que será mucho mejor y estarás más tranquila en esta nueva etapa. Les mando un beso muy grande. Con cariño Valentina

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s